Principal | Libro de visitas | Contacto

 
 

Qué es la Gestalt

 

Escuela de la Risa


Taller vivencial
Objetivos
Historia
Prensa y difusión
Boletín quincenal
Taller de la alegría
Taller de la risa y dinámicas gestálticas
Club de la risa
Autoestima

Testimonios
Espacio del chiste
Preinscripción

 

Otros talleres

 

Cajita de sorpresas

 

Consultorio particular


Trayectoria
Horarios
Escríbanos


 

 
NUESTRO CEREBRO: UN GIGANTESCO LABORATORIO

Es nuestro cerebro un gigantesco laboratorio, que " fabrica" las sustancias químicas para nuestro organismo.
"La sonrisa, la risa, el optimismo y el juego aceleran la recuperación y la curación de cualquier enfermedad." (Robert Holden)

Las endorfinas (entre otras) son sustancias químicas, que están presentes en nuestro organismo, el cerebro realiza la tarea de producirlas.
Son drogas naturales del cuerpo, analgésicos, semejantes a la morfina que atenúa la sensación de dolor en las enfermedades; en la salud otorga estados de ánimo placenteros. Se las llaman además, las drogas de la felicidad.

Cuando estamos deprimidos y pesimistas, el nivel de endorfinas es bajo y disminuyen las defensas del sistema inmunológico. En cambio, cuando sentimos alegría, cuando estamos de buen humor y nuestras actitudes mentales son optimistas y constructivas, el nivel de endorfinas es elevado, y se benefician nuestra biología, la mente y el espíritu. La alegría favorece la salud integral y prolonga la vida, en cambio la tristeza la acorta.

-Cuando se descubrió el beneficio de las endorfinas las sintetizaron en laboratorio para administrarlos al cuerpo humano y se comprobó que no resultan.

-Se intentó administrar endorfinas de otro cuerpo y el resultado fue el siguiente: el cuerpo rechaza las endorfinas de otro cuerpo.

-Lo único que se puede lograr y en forma gratuita, es liberar endorfinas en el propio cuerpo y por uno mismo.

El cuerpo humano, después de una agresión, padece un desequilibrio químico.

El estrés continuado y crónico lleva a malestares y dolencias psicosomáticas. Desciende el nivel de las defensas inmunológicas.

Disponemos de medios a nuestro alcance para favorecer la producción de endorfinas:

-Ejercitar la risa diariamente como trote interno.
-Decidirse por actitudes mentales constructivas, darle lugar a la risa espontánea, desalojar los pensamientos dolorosos, las preocupaciones, etc.
y los beneficios son acumulativos.

-Activar el buen humor hasta lograr su permanencia en nosotros.

-Hacer algo gratificante para uno mismo.

-Caminar, hacer ejercicios físicos suaves y con el ritmo de una música acorde.

-Footing para los que puedan sacudir su organismo, el trote mueve todo el cuerpo.

-Contar chistes graciosos, generando espacios para ello.

-Danzar frente al espejo y compenetrarse con una melodía; la danza en la antigüedad se inició como meditación, porque detiene el pensamiento.

-Cuando emprendemos la jornada con alegría y optimismo,

cuando ponemos una gran carga emocional positiva a lo que hacemos, estamos activando la secreción de endorfinas en nuestro cerebro.

-El rito de comer: ser conscientes cuando saboreamos nuestros alimentos, no comer a las corridas, apurados, no dejarnos interrumpir, conviene estar relajados y que sea un acto placentero, acompañados por personas que queremos y que nos quieren.

Cuando nos toca comer solos, preparar la mesa como si fuera para una visita y servirla para uno mismo. Conectarse con sentimientos constructivos y disfrutar de la comida.

-Cantar. Un viejo refrán popular dice: "El que canta, sus males espanta".

Cantando alegremente también segregamos endorfinas.

-Cantar silenciosamente una frase o estribillo ( mantra ) de alguna canción que nos resulta placentera, especialmente cuando se tiene dificultad para dormir, repetirla una y otra vez, calma y produce endorfinas.

Como también repetir una frase de alguna plegaria, canción o poema; calma, alivia tensiones e induce al sueño.

Por cuestiones socio-culturales nos da vergüenza andar canturreando por la casa por que hay que "lucir serios y normales".

Según Mark Twain: "somos un manojo de prejuicios".

-Recibir cumplidos. Decía Mark Twain: "Un elogio me ayuda a vivir dos meses".

-La relajación, relajar todo el cuerpo, especialmente antes de dormir.

En estado de relajación y bienestar actúan otras sustancias químicas benéficas, como la catecolamina, que tiene conexión con la creatividad y lucidez mental.

-Darle rienda suelta a la imaginación:

Recordar hechos graciosos, anécdotas divertidas, imágenes agradables que producen placer y felicidad.

Recrearlos y conectarnos con las mismas emociones de entonces.
Visualizarlos y vivirlos como aquélla vez.
Visualizar lo que uno quiere: por ejm. imágenes que producen bienestar.
La imaginación es una fuerza poderosa por la conexión que tiene con la bioquímica del cerebro.
La medicina moderna da cuenta de que gran número de enfermedades son de origen psicosomático, es decir que están involucrados el cuerpo y la psiquis.
Se padece el conflicto en el plano psíquico y se instala en el plano biológico.
La imaginación y la fantasía
tienen mucho que ver, tanto para enfermarnos como para curarnos.

En Estados Unidos, el doctor Simonton recurre a la visualización e imaginación para el tratamiento oncológico.
Otros especialistas en cambio, tratan con dichos recursos a todo tipo de afecciones: orgánicas, emocionales y mentales.

De todos los ejercicios arriba mencionados, seguramente la risa sigue siendo el más económico en tiempo y energía; donde uno está y como está, se puede reír ( si el lugar y el momento son inapropiados, en el taller de la risa aprendemos a reírnos sin sonido)

En cambio con los otros ejercicios se necesitan:
-elementos.
-espacio apropiado.
-momento oportuno, etc.

La mítica Selecciones de Readers Digest decía: la risa es un remedio infalible.
Reír ayuda al organismo a relajarse y recuperarse en menos tiempo.
Parece que respecto a la salud "quien ríe primero, ríe mejor".
Un enfermo de sida dice lo siguiente:

"Leo libros de chistes y veo películas de humor. La risa funciona como un calmante del dolor y al mismo tiempo ayuda a salir de la depresión.
También mejora mucho la imagen que uno tiene de sí mismo, esto es realmente importante pues esta enfermedad te deja la autoestima por los suelos."


© 2004 Escuela de la Risa. El contenido de este sitio tiene copyright. El logotipo y la marca de Escuela de la Risa están patentados.
Producción: GrupoNexus